Yukio Mishima. Sus libros en España, VIII

BAJA Una vida en venta- CubiertaLa publicación de una reciente traducción de un nuevo título mishimiano, Una vida en venta, nos anima a proseguir el análisis de la situación bibliográfica de Mishima en España, recuperando una novela más, Vestidos de noche, de la que aún no nos habíamos ocupado. Ambas obras narrativas fueron redactadas en sus últimos años de vida, y ambas fueron publicadas por entregas: Vestidos de noche lo fue en la revista Mademoiselle (マドモアゼル), entre septiembre de 1966 y agosto de 1967, y Una vida en venta en la revista Playboy (プレイボーイ), entre el 21 de junio y el 8 de octubre de 1968, títulos que identifican al público, masculino y femenino, respectivamente, al que los dirigió originalmente el autor[1].

Probablemente, entre los títulos de 三島由紀夫 Yukio Mishima publicados en España durante el último lustro, pueda considerarse Una vida en venta el lanzamiento más estimulante, por su singularidad. Novela extraña entre el humorismo y el suspense, cabría identificarla con el interés manifestado por Mishima por las bizarrías de un 江戸川 乱歩 Edogawa Ranpo, y en particular su 黒蜥蝪 Kurotokage (El lagarto negro), si bien careciendo del erotismo grotesco de su probable influencia. La novela sigue las peripecias de un joven publicista de veintisiete años de edad, 浜田羽二生 Hanio Hamada[2]  que, en su nihilismo (el propio Mishima emplea la voz “nihilista”[3] para retratarle), y tras fallar una tentativa de suicidio, decide vender su vida, no importa a qué precio, a quienquiera que le contacte después de haber publicado una nota en la sección de anuncios de un periódico tokiota[4], el 朝夕新聞 Asayû shinbun. Entrará, de este modo, al servicio de diversos empleadores, tejiendo una trama insensata y divertida, entre cuyos episodios descuella, probablemente, el de su relación con una vampiresa viuda, con quien entabla contacto tras ser contratado por el hijo de aquélla. Pese a la inverosimilitud y humorismo del conjunto, el conjunto permite hallar en el protagonista inquietantes semejanzas con la soledad de Mishima, llevadas, empero, al absurdo, como tal vez podría considerarse de la muerte misma del novelista.

BAJA LG00185001_primera_rgb_alta

Vestidos de noche presenta como protagonistas a diversos miembros de la oligarquía japonesa y refleja su mimetismo de usos, vestuario y lenguaje occidentales, una suerte de matrimonio mal avenido, sobre lo que insiste Mishima a lo largo del relato[5]. Toda la trama está centrada en los pasos previos y los episodios que siguen al matrimonio de dos jóvenes bien relacionados, Ayako Inagaki y Toshio Takigawa. La primera es hija del fundador de los laboratorios Productos Farmacéuticos Inagaki. El segundo, huérfano de padre, quien fuera embajador en Londres, se presenta como los jóvenes atractivos que protagonizan otras novelas del escritor. Desprecia, por ejemplo un deporte que detesta, la hípica, el mismo en cuya práctica –que ejecuta con asiduidad en el Club Imperial de Hípica de Tokio– destaca su prometida. Mishima retrata a Toshio, retrospectivamente, como un niño y adolescente en extremo sensible, inteligente y solitario. Una soledad pareja a su erudición –rasgos que identifican al propio escritor, y que se hallan expresados en abismo en una de sus mayores obras, Kamen no kokuhaku 仮面の告白 (Confesiones de una máscara), de 1948– y que cuenta con un episodio muy elocuente, a la altura del vigor imaginativo de Mishima, que le identifica como el creador de un robot con múltiples talentos, los mismos que ambicionaba atesorar el niño solitario en su fantasía. En el capítulo decimocuarto, uno de los más inspirados del conjunto, los prometidos se dirigen a la única estancia de estilo japonés de la residencia de los Takigawa, la biblioteca del padre muerto, y en ella, además de afirmar que ha leído todos los libros, Toshio personifica al robot que inventó, y despliega hacia Ayako una pasión de una intensidad hasta entonces desconocida. No obstante, y contrariamente a los héroes de relatos coetáneos, el heroico y estoico Jirô Kokubu, quien se consagra al kendo en el relato Ken 剣 (Los sables)[6], aparecido por vez primera en el número de octubre de 1964 de la publicación literaria periódica Shinchô新潮, o el Isao Iimura de Honba 奔馬 (Caballos desbocados), de 1968[7], Mishima no logra desplegar en Vestidos de noche el potencial dramático que su protagonista masculino promete. Del mismo modo, la suegra tóxica que una vez ha logrado casar a su hijo pretende enemistarle con su mujer, se antoja va a conducir al lector por la vía del suspense, pero no lo hará. Esta vocación de rebeldía que hace, precisamente de los “vestidos de noche” titulares el emblema de la hipocresía, tampoco se manifiesta con la subsiguiente emancipación de los jóvenes, por lo que todo parece quedar en un status quo que es, al tiempo, un callejón sin salida. El desprecio hacia el imperialismo norteamericano es representado por una pareja, la formada por el Coronel George McDonald y su esposa Nancy,  no tanto pintoresca cuanto depravada, que Toshio y Ayako conocerá en su viaje de novios, que transcurre en Hawái, suelo estadounidense, lo que permite, junto a la ocupación militar del desagradable marido, incluir a Mishima ácidas referencias a la Guerra de Vietnam. Acaso una afirmación antinorteamericana, y por ende, nacionalista, afín al manifiesto que Yukio Mishima habría de proclamar minutos antes de proceder a su espectacular suicidio.

Notas

[1] Ambas, además, han sido recogidas, de modo conjunto en la edición de las obras completas de Mishima publicadas en la década de 1970. Cfr. 三島由紀夫全集第一十六巻. 東京, 新潮社, 昭和四十九年八月 (Obras completas de Mishima Yukio, vol. 16. Tokio, Shinchôsha, agosto de 1974); 夜会服 Yakai fuku (pp. 181-407) e 命売ります Inochi urimasu (pp. 409-639), constituyen las versiones originales de Vestidos de noche y Una vida en venta, respectivamente.

[2] Por no tratarse de un material académico, y tal y como ocurre en las traducciones empleadas, transcribimos el orden de nombre y apellido al modo occidental, inverso al seguido en los países, como Japón, de la órbita cultural china- No obstante, la transcripción de los nombres en japonés que aparecen en la presente entrada, sí respeta el orden ortodoxo con el que se escriben en esta lengua.

[3] MISHIMA, Yukio: Una vida en venta. Tr. de Keiko Takahasi y Jordi Fibla. Madrid, Alianza,  2018, p. 53; “ニヒリズト”, en el original.

[4] Tokio (los traductores optan misteriosamente por la transcripción inglesa –Tokyo– de la ciudad natal de Mishima) es el escenario, como las más de las ocasiones en el caso mishimiano, de la obra. La transcripción de la pronunciación japonesa de la capital es Tôkyô (東京 とうきょう, en kanji y silabario hiragana, respectivamente), siendo larga la pronunciación de las vocales con que conclu(…) el esmoquin que los jóvenes de Japón habían empezado a llevar por esos años les prestaba una figura arrebatada e insoportable de contemplar”. MISHIMA, Yukio: Vestidos de noche. Tr. de Carlos Rubio. Madrid, Alianza,  2014, p. 121.

[4] Aparecido por vez primera en el número de octubre de 1964 de la publicación literaria periódica Shinchô 新潮. Existe traducción en Los sables. Tr. de Akiko Imoto y Carlos Rubio. Madrid, Alianza, 2011, pp. 121-206.ye cada sílaba.

[5] “Ayako  pensaba que (…) el esmoquin que los jóvenes de Japón habían empezado a llevar por esos años les prestaba una figura arrebatada e insoportable de contemplar”. MISHIMA, Yukio: Vestidos de noche. Tr. de Carlos Rubio. Madrid, Alianza,  2014, p. 121.

[6] Aparecido por vez primera en el número de octubre de 1964 de la publicación literaria periódica Shinchô 新潮. Existe traducción en Los sables. Tr. de Akiko Imoto y Carlos Rubio. Madrid, Alianza, 2011, pp. 121-206.

[7]  Caballos desbocados constituye la segunda de las partes de la tetralogía, Hōjō no Umi 豊饒の海 (El Mar de la Fertilidad), comenzada con Haru no yuki 春の雪 (Nieve de primavera, de 1967) y concluida el año de su muerte, 1970, con la novela Tennin gosui  天人五衰 (La corrupción de un ángel).

Anuncios

Acerca de juliocesarabadvidal

Julio César Abad Vidal es Premio Extraordinario de Doctorado en Filosofía y Letras por la Universidad Autónoma de Madrid, es Doctor en Filosofía (Área de Estética y Teoría de las Artes), Licenciado en Historia del Arte y Licenciado en Estudios de Asia Oriental, asimismo por la UAM. Desde su primera publicación, en 2000 y, en sus proyectos como docente y comisario, se ha dedicado a la reflexión sobre la cultura contemporánea con tanta pasión como espíritu crítico. Crédito de la imagen: retrato realizado por Daniela Guglielmetti (colectivo Dibujo a Domicilio); más información en https://juliocesarabadvidal.wordpress.com/2015/07/29/dibujo-a-domicilio-un-cautivador-proyecto-colectivo-socio-artistico/

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: